Fisioterapia para la mujer

Inicio/Servicios/Fisioterapia para la mujer
Fisioterapia para la mujer 2017-02-01T15:09:16+00:00

Fisioterapia estética

fisioterapia-mujer-01

La fisioterapia estética es una rama de la fisioterapia que utiliza técnicas manuales y la aparatología más innovadora. Puede solucionar problemas estéticos (celulitis, flacidez, retención de líquidos…)  sin utilizar intervenciones más invasivas, arriesgadas y costosas.

Los conocimientos de un fisioterapeuta especializado en estética abarcan conocimientos anatómicos,  en aplicación de aparatología, en técnica manual y ejercicio físico específico que harán que las sesiones sean más eficaces, consiguiendo grandes resultados.

Respecto al ejercicio físico cabe destacar que existe una nueva tendencia: la gimnasia abdominal hipopresiva. Esta disciplina deriva de la fisioterapia uroginecológica y consigue reducir el diámetro del abdomen (por contracción del músculo transverso) además de un efecto drenante (por descomprensión de los ganglios a nivel de la pelvis).

TRATAMIENTOS
  • Facial. Antiaging: Lifting facial + ácido hialurónico
  • Corporal: reafirmar, reducir, drenar, celulitis… Mesoterapia homepática + tecarterapia + presoterapia.
TÉCNICAS

Fisioterapia obstétrica y uroginecológica

fisioterapia-mujer-02

Te ofrecemos una amplia gama de programas y tratamientos para prevenir y solucionar molestias asociadas al embarazo y al postparto, y dirigidas a mantener la salud de tu suelo pélvico.

Recuperación física en el embarazo

MOLESTIAS EMBARAZO

La fisioterapia obstétrica es una especialidad de la fisioterapia que se encarga del embarazo, parto y postparto.  Su función es pues conseguir que la paciente lleve un buen embarazo y una mejor recuperación postparto, así como la prevención de lesiones futuras. Debido a los cambios que se sufren en el cuerpo (aumento de peso, aumento de la lordosis lumbar, cambio hormonal…) se pueden producir: dolores lumbares y dorsales, contracturas musculares, daño perineal, problemas circulatorios… El fisioterapeuta puede hacer que esas molestias no lleguen a ocurrir o tratarlas en  caso de que ya hayan producido para ello utiliza técnicas no invasivas que no afectan al bebé, y que mejoran la calidad de vida de la mujer gestante. Las técnicas utilizadas son: técnicas  manuales , estiramientos (psoas, piramidal…), gimnasia prenatal, trabajo del suelo pélvico…

EJERCICIO EN EMBARAZO

El ejercicio  físico tiene muchos beneficios a todos los niveles. En las mujeres gestantes ocurre lo mismo, pese a lo que en ocasiones se cree. El ejercicio esta totalmente recomendado para evitar problemas propios del embarazo: dolor articular, edemas por cambios hormonales, ganancia excesiva de peso… No representa un riesgo, siempre y cuando se realicen actividades específicas debido a los cambios y adaptaciones que se producen durante el embarazo. Una vez pasado el primer trimestre de embarazo, previa consulta con el ginecólogo y dirigido por profesionales especializados. Los objetivos del entrenamiento en el embarazo:

  • Informar a la madre de los cambios que se van a producir para así ir adaptando el cuerpo.
  • Prevenir y aliviar molestias (dolores, calambres).
  • Fortalecer el suelo pélvico y abdominal (para no tener problemas en embarazo y una mejor recuperación postparto).
  • Movilización articular.
  • Fortalecimiento muscular.
  • Estirar (evitar sobrecargas).
  • Mejorar la postura.

Existen grupos de gimnasia prenatal basada en ejercicios y estiramientos que fomenta la movilidad articular y el fortalecimiento muscular. Se hará especial hincapié en el trabajo de la cincha abdominal y el suelo pélvico (músculos que cierran la pelvis).

SUELO PÉLVICO Y EMBARAZO

Existe un entrenamiento específico para la musculatura del suelo pélvico durante el embarazo. Se trata de un programa de contracciones voluntarias de la musculatura del suelo pélvico dirigidas por  un fisioterapeuta. Este programa de ejercicios nos interesa por muchos aspectos: en el embarazo se previene el desarrollo de la incontinencia urinaria, con un buen tono muscular se facilitará el parto y además, facilitaremos la recuperación postparto, puesto que el suelo pélvico queda debilitado por el embarazo y parto. Siempre sin olvidarnos de trabajar la cincha abdominal, que tiene la misma importancia que el entrenamiento de los músculos del suelo pélvico.

Postparto

RECUPERACIÓN POSTPARTO

Tanto en el embarazo como en el momento del parto, el suelo pélvico sufre y por ello es muy importante hacer una buena recuperación postparto. Nos centramos en rehabilitar los músculos del suelo pélvico y de la cincha  abdominal para evitar patologías futuras.

CICATRIZ CESÁREA

El parto por cesárea se define como el nacimiento de un feto por medio de una incisión en la pared abdominal y en la pared uterina. La cicatriz de cesárea, como cualquier cicatriz hay que tratarla, ya que puede ocasionar molestias. Los objetivos del tratamiento de la cicatriz son:

  • Estético: mejorar el aspecto de la cicatriz.
  • A nivel analgésico: disminución del dolor por la cicatriz.
  • A nivel muscular: evitar repercusiones en la función de la musculatura abdominal debido la cicatriz.

Fisioterapia de suelo pélvico

TRATAMIENTOS para el SUELO PÉLVICO

Las patologías específicas del suelo pélvico como la incontinencia urinaria o los prolapsos, en ocasiones se pueden corregir sin usar la cirugía. Para ello un fisioterapeuta especializado combina las mejores técnicas y la ultima tecnología:

  • Trabajo manual.
  • Biofeedback : se visualiza las contracciones de la musculatura del periné.
  • Electroestimulación especifica para suelo pélvico.
  • Gimnasia abdominal hipopresiva.
  • Ejercicos de Kegel: contracciones de la musculatura perineal.
PREVENCIÓN MENOPAUSIA

El debilitamiento del suelo pélvico provoca distintos problemas como prolapsos e incontinencia urinaria entre otros. Para aquellas mujeres de todas las edades que deseen prevenir estas disfunciones existe una manera de hacerlo.Sse recomienda en especial a mujeres que están apunto o ya se encuentran en la época de la menopausia, ya que es en esa época cuando se puede empezar a sufrir las consecuencias del debilitamiento del suelo pélvico por la disminución de estrógeno y colágeno. En Health&Sport se han formado grupos reducidos en los que se hacen ejercicios con ese fin, de una manera saludable se fortalece el suelo pélvico y más zonas del cuerpo sin hacerse daño. Siempre con control del fisioterapeuta.

Gimnasia abdominal hipopresiva

La gimnasia abdominal hipopresiva deriva de la fisioterapia uroginecológica. Reduce el diámetro del abdomen, por contracción del músculo transverso, y tiene un efecto drenante, por la descompresión de los ganglios. Es una técnica de fortalecimiento muscular del músculo transverso (implicado en la estabilidad lumbar) y del suelo pélvico, y por tanto, una técnica para la corrección postural.

Drenaje linfático manual

Drenaje linfático

El drenaje linfático manual es una técnica manual que favorece la circulación de la linfa, mejorando cuadros edematosos, inflamaciones y retenciones de líquidos.

Es una técnica muy recomendable para fines estéticos: disminuyendo el volumen, mejorando la sensación de piernas cansadas… Tiene un papel fundamental en el postoperatorio, siendo  también una herramienta casi obligatoria tras intervenciones de cirugía estética: liposucciones, rinoplastias, abdominoplastias…. El drenaje linfático manual se utiliza también en el tratamiento de cicatrices normalizando la fibrosis y evitando que se queden pegados los distintos planos del tejido. Disminuirá el dolor y mejora el aspecto de la cicatriz.

Los resultados del  drenaje se intensifican combinándolos con sesiones de presoterapia: mejorando la circulación circulatoria y linfática.